El higo es un fruto obtenido de la higuera. Esta fruta podría provenir de Asia occidental, aunque posteriormente se distribuyó por todo el Mediterráneo. Se sabe que el ser humano ya lo conocía y recolectaba antes del año 9000 a. C.

Los higos miden 6 ó 7 cm de largo y 4,5 a 5,5 cm de diámetro. Son muy estacionales y se pueden encontrar fácilmente en los meses de agosto y septiembre en el hemisferio norte, o febrero y marzo en el hemisferio sur.

El higo, contrariamente a lo que se piensa, no es un fruto. Es un receptáculo carnoso denominado ‘sicono’ en forma de pera que sirve de soporte a las flores masculinas y femeninas que originarán pequeños frutos denominados ‘aquenios’ que vulgarmente llamamos pepitas. Es por tanto una infrutescencia. La parte carnosa y dulce del higo o sicono corresponde a las flores que después de la fecundación se hinchan y se vuelven carnosas. El higo, es por tanto, una fruta blanda y de piel fina cuyo color varía de verde a morado mientras que la pulpa puede ser encarnada o blanca. Según la especie, su forma es redonda o achatada, aunque generalmente su figura es más ancha que alta.

El higo es una de las frutas más ricas en nutrientes y beneficios para la salud, aunque se destaca principalmente por su aporte de fibra, componente necesario para mantener la buena digestión y la salud cardíaca. También contiene una cantidad importante de antioxidantes que ayudan a frenar la acción de los radicales libres, previniendo el envejecimiento prematuro y diferentes tipos de enfermedades.

Por otro lado, su alto contenido de polifenoles, hierromagnesio, potasio, calcio, vitamina C,  AB1, B2, B3, E, ácido fólico, además son ricos en bioflavonoides y proteínas, además de su bajo nivel de calorías, hacen de este fruto un alimento ideal para incluir frecuentemente en la dieta con el fin de aprovechar sus increíbles beneficios para la salud.

Beneficios de los higos

·         Ayuda a reducir la presión arterial alta

·         Combate la obesidad

·         Incrementa los niveles de energía

·         Podría ayudar a prevenir el cáncer

·         Controla los niveles de colesterol

·         Protege contra la degeneración muscular

·         Reduce el riesgo de problemas cardiovasculares

·         Ayuda a prevenir la diabetes

·         Actúa como un laxante natural

·         Buen remedio contra la úlcera

·         Previene la anemia

·         Reduce la inflamación

  • Ideal para tratar otras enfermedades de lasvías respiratorias
  • Favorecen ladensidad ósea

·         Ayuda con el Acné

  • Incluyen una buena cantidad de fibras dietéticas, que son útiles para la reducción de peso corporal.

images (1)