Al igual que la coliflor, el brócoli es un vegetal perteneciente a la familia de las Crucíferas.

El brócoli se suele consumir hervido o al vapor, aunque esto no quiere decir que no se pueda consumir crudo, es un alimento que se ha vuelto cada vez más popular, incorporado en los menús de las escuelas, restaurantes y hasta las cocinas de los grandes chefs.

Esta hortaliza es rica en nutrientes y posee diversos beneficios al ser consumido. El brócoli tiene alto contenido en vitamina C, también contiene vitamina K, vitaminas del complejo B, vitamina A, magnesio, hierro, zinc, cromo, cobre, potasio, fósforo, proteína, fibra y fito-nutrientes.

 

Beneficios

 

  • Sistema nervioso: El brócoli, al igual que otros vegetales de color verde oscuro, serían positivos para mantener el sistema nervioso con un óptimo funcionamiento, debido a su alto contenido de potasio.
  • Salud cardiovascular: El brócoli ayuda a eliminar colesterol malo del cuerpo lo que favorece un corazón sano y prevención para enfermedades de carácter cardiovascular. Además, el cromo, que regula la presión arterial, previene la hipertensión arterial.
  • Embarazo: Rico en ácido fólico, proteínas, calcio, antioxidantes, fibra y fósforo, toda futura madre debe consumirlo. El brócoli es un alimento muy nutritivo y necesario en la alimentación durante el embarazo.
  • Prevenir el cáncer: El brócoli contiene importantes cantidades de vitamina A, C, E, zinc, potasio y aminoácidos. Por tener estos componentes e incluir también itociocianatos y glucosinolatos, podría ayudar a prevenir el cáncer de mama, de útero, del intestino y los riñones.
  • Alimento détox: Las propiedades antioxidantes del brocoli ayudan a eliminar toxinas, los radicales libres y el ácido úrico gracias a que el sulforafano mejora la función del hígado. De esta manera, la piel y la sangre se purifican.
  • Anemia: Es rico en hierro, componente de la hemoglobina, la cual es responsable de transportar el oxígeno de los pulmones a las diferentes partes del cuerpo.
  • Bueno para los huesos: Por su contenido de calcio y vitamina K sería un alimento útil para mantener la salud de los huesos. Diferentes investigaciones sugieren que la vitamina K y el calcio ayudarían a prevenir la osteoporosis y otras enfermedades que los atacan.
  • Favorece la buena digestión: Esta verdura también ayudaría al buen funcionamiento del aparato digestivo, ya que brindaría un considerable aporte de fibra.
  • Salud ocular: La zeaxantina y el beta-caroteno (que se encuentra sobre todo en sus hojas), la vitamina B2, y la vitamina A hacen del brócoli un magnífico guardián de la vista. Por una parte, el brécol previene la degeneración macular, las cataratas y los daños de las radiaciones UV; por otra, la luteína protege al ojo de las enfermedades degenerativas.
  • Mejora el sistema inmunológico: Gracias a la vitamina C, el beta-caroteno, las múltiples vitaminas y los minerales, el bróculi ayuda a fortalecer el sistema inmune.